JUSTIFICANDO UN METRO - ¿Entre Puente Piedra y SJM?

on miércoles, 18 de abril de 2012
JUSTIFICANDO UN METRO
“Un metro podría pasar por debajo de la Plaza de Armas” es el título con que el diario El Comercio publicó un artículo relacionado al tan ansiado metro limeño el día 24 de marzo de 2012 y de autor desconocido.
A continuación el texto del citado artículo:

Sábado 24 de marzo de 2012
Un metro podría pasar por debajo de la Plaza de Armas
Las características del subsuelo limeño hacen posible la construcción de un tren subterráneo que una Puente Piedra y San Juan de Miraflores.

Expertos en ingeniería afirman que debido a las características del subsuelo limeño es factible la construcción del metro subterráneo propuesto por la Municipalidad de Lima para conectar la ciudad de norte a sur, de Puente Piedra a San Juan de Miraflores.


La característica más importante son los depósitos aluviales (sedimentos que dejan los ríos Rímac, Chillón y Lurín).
“Estos materiales de calidad garantizan la ejecución de túneles subterráneos, incluso bajo la Plaza de Armas”, opina Lionel Fidel, director de geología ambiental y riesgo geológico del Instituto Geológico, Minero y Metalúrgico (Ingemmet).
Además, las técnicas de construcción empleadas actualmente reducen el riesgo de hundimiento, considera Luis Mejía, decano del Colegio de Ingenieros de Lima. “Según la consistencia de los suelos se usarán diferentes técnicas para reforzar los túneles y hacerlos seguros, sin filtraciones de agua”, dijo.

Del escrito anterior podríamos concluir que ya no hay excusa posible para negarse a la construcción de un metro eléctrico subterráneo en nuestra capital. No se trata pues de hacerse preguntas como la del título y seguir preguntándonos si un metro podría pasar por debajo de la plaza San Martín, por debajo de la Plaza de Acho y por debajo del lecho del río Rímac por que para todo problema hay una solución. Más aún,  eso no cambiará en nada el atraso increíble e inaudito que tenemos para decidirnos a construir esta obra tan necesaria para nuestra capital.

Esta pregunta, título del artículo del mencionado diario la han hecho miles de veces a lo largo de los últimos 60 años y todavía seguimos con la cantaleta “¿Podría pasar un metro por debajo de la Plaza de Armas? Y otros contestarán – ¿Y las catacumbas?, ¿Y los terremotos? ¿Y el alto costo?, ¿ Y la ayuda a los pobres?, etc y finalmente tendremos a un presidente de la república que junto con su alcalde Metropolitano dirán “Necesitamos un metro pero todavía no es el momento” y tendremos que esperar 50 años más y para que no nos molestemos nos regalarán un juguete llamado Metropolitano, que será bueno para una ciudad con dos millones de habitantes pero no para una que pronto tendrá 10 millones.

¿Hasta cuando vamos a ser víctimas de gente que tiene que hablar del metro pero que no tiene el menor interés de que esta obra se construya?

Pero lo más preocupante de esto es el texto casi escondido, que indica la posible construcción de un tren subterráneo que una Puente Piedra y SJM,  que lo hemos resaltado en color verde,  y que esperamos que sea un simple comentario del periodista desconocido por que si ya es una decisión del gobierno actual, entonces estaríamos en un grave problema y a punto de hacer un sistema de metro que sin lugar a dudas trabajará a pérdida, como ha ocurrido en otras ciudades del mundo.

Ya es hora de que nos demos cuenta que el transporte público debe conformar una red debidamente jerarquizada y que el sistema “metro” (subte), es parte de él pero no es el todo. El subte debe desarrollarse en el centro de la capital principalmente y la longitud de sus líneas deben ser del orden de 15 Km a todo dar pero jamás rutas que sobrepasen los 30 Km. Lo correcto es pues tener una línea de tren o bus desde Puente Piedra hasta una estación de subte. Luego  hacer los transbordos necesarios en este último hasta llegar a la estación de subte que le permita tomar el tren o bus hacia SJM. Este criterio debe primar al menos en los inicios de esta gran obra.

Carlos Reyna Arimborgo

2 comentarios:

Anónimo dijo...

hola carlos

la ordennza 1599 es el inicio de esta reforma del transporte que culminara en el 2025
como se llegaa formular?

Carlos Reyna dijo...

Para anónimo;
Creo que a lo largo de nuestra vida republicana han habido decenas de reformas al transporte público urbano así que hablar de la citada reforma no nos lleva a nada y de muestra está el lapso transcurrido entre la publicación de este artículo y su comentario.

Además, lo que me preocupa es la estructura de la red de transporte por que no es lo mismo viajar hacia la capital que viajar dentro de ella. Parece que mi artículo no se ha expresado correctamente para hacer notar este criterio en el sentido de que si queremos unir Puente Piedra con SJM, lo correcto será a través de tres medios de transporte troncal autónomos, vg, Una línea troncal de transporte masivo entre Puente Piedra y la parte norte de la ciudad de Lima, Una línea troncal de transporte masivo entre SJM y la parte sur de la ciudad de Lima y finalmente una red de metro operando en la ciudad de Lima que conecte esas dos estaciones con una o más líneas de metro. Lógicamente el metro debe ser principalmente subterráneo y los transportes masivos pueden ser subterráneos y/o de superficie. Me hubiese gustado que su comentario trate este criterio. Mi correo es creyna@telefonica.net.pe

Publicar un comentario